Ifema reafitase na decisión de retirar la obra sobro presos políticos

23 febreru 12:52 2018 Imprimir

El presidente d’Ifema, Clemente González Soler, esculpóse colos galeristes d’ARCO pol “discutiniu” xenerÁU pol so pidimientu de retirada de la obra Presos políticos na España contemporanea”, de Santiago Sierra, y aseguró que nun pretendía “exercer nenguna censura a la creación”. Pero, coles mesmes, ratificó la so decisión de pidir la retirada de la obra.

”Nun hubo mala fe nesta acción y aceptamos les crítiques recibíes entendiendo que tenemos d’evitar nel futuru cualquier circunstancia d’esta naturaleza”, manifestó en relación al discutiniu amenáu pola retirada de la obra de Santiago Sierra, formada por 24 fotografíes de distintos persones, ente elles Oriol Junqueras. La obra propónse “visibilizar la esistencia de talos presos políticos nel estáu español, a pesar de lo que se sostien institucionalmente”, según la nota de prensa qu’acompaña a la obra.

Magar el discutiniu, Ifema defendió la so potestá pa retirar la obra: “acordies con les normes que rixen el desenvolvimientu de la feria Arcu, l’únicu órganu competente na evaluación de los conteníos ye’l so Comité Organizador, xuna potestá na cual reafitamos”.

L’alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, nun allegó esti xueves a la inauguración de ARCOmadrid como xestu pa espresar la so “disconformidá” cola retirada, que foi solicitada ayeri por Ifema.

La galerista Helga de Alvear llamentó que “fixiéramos el ridículu” y calificó’l fechu como “una babayada como una casa”. Tres del comunicáu de Ifema, señaló: “Acepto les sides, bla, bla, bla… Agora si ellos quieren colgar la pieza, allá ellos”. El director de la so galería, Alberto Gallardo, afirmó que “nun tien sentíu volver colgala. La pieza yá dio tol xuegu que podía dar, inclusive más. Foi tresmandáu”.

L’empresariu Tatxo Benet adquirió esti miércoles la obra y punxo la pieza “a disposición de cualquier muséu o galería d’arte de toa España gratuitamente” porque-y paez “intolerable” que fuera retirada d’ARCO.

En declaraciones a RAC 1, Benet señaló que “cuando se produz una censura como ésta’l primera afectáu ye l’artista, pero en segundu llugar ye la ciudadanía que nun la puede ver”, polo que considera que ye la so “obligación” dexar la obra por que pueda ser vista.

  Categories: