“Santiago y cierra España”: El Gobiernu de Rajoy va perseguir les páxines d’enllaces n’Internet

19 setiembre 04:47 2013 Imprimir

El Gobiernu de Rajoy va convertir España nel país más restrictivu y represivu escontra la llibertá d’información y la llibre distribución de conocimientu cola decisión de poner penes de cárcel por recoyer enllaces nuna páxina d’Internet que puean llevar a contenidos con derechos d’autor. La reforma del Códigu Penal va ser la próxima parada na llarga y entrevesgada travesía pola protección de la propiedá intelectual empecipiada a finales de 2009 pola polémica llei Sinde.

Lo que dalgunos consideren una bona noticia pa los defensores de los derechos d’autor ye un seriu atentáu escontra la llibertá d’información y de prensa: tres esa reforma penal, que se cuaya estos díes en xuntes interministeriales, España va escorrer per primer vegada con penes de cárcel a los dueños o alministradores de les llamaes webs d’enllaces, denominación que designa eses páxines que nun alluguen conteníos protexíos polos derechos d’autor pero amuesen el camín a otres que sí los agospien masivamente.

La negociación del proyectu de reforma, que’l Gobiernu va aprobar previsiblemente mañana, ta resultando especialmente trabayosa, debío los intereses cruciaos de los ministerios d’Industria y Cultura, a los qu’hai que sumar nesta ocasión al de Xusticia.

El “nuevu delitu” va ser castigáu, según parez, con hasta seis años de prisión, la retirada de los conteníos y, en determinaes circunstancies, el bloquéu” de la páxina. Nun se preve en nengún casu la persecución al usuariu (al estilu del réxime francés): solo asítiase nel puntu de mira al prestador d’esi serviciu d’intermediación ente quien comercian con obres pirates y el consumidor final.

La propuesta del Ministeriu de Xusticia, que se conoció’l pasáu abril, dio pie a una siguida disputa ente Industria y Cultura. O lo que ye lo mesmo, ente’l bandu de el operadores y el de el ceadores y el so maltrecho sector.

El tráficu fraudulento d’obres suxetes a derechos d’autor yá ta escorríu uy penáu con hasta cuatro año de cárcel nel Códigu Penal vixente. Pero solo se recueye’l delitu del que “reproduza, plaxe, distribuya o comunique” obres ayenes ensin permisu del so autor. Nun hai referencia espresa a les webs d’enllaces, un fenómenu al qu’intentó desaniciar la llei Sinde-Wert, con escasu ésitu. Tres d’esti cambéu normativu, esta práctica va quedar criminalizada nel más altu grau: cola amenaza de la cárcel.

  Categories:
Loading Facebook Comments ...