Ángela Iglesias: “Naide marchó nunca de la so tierra col enfotu de nun volver a vivir nella”

01 ochobre 10:38 2010 Imprimir

L’asociación Asturianos en Bruxeles (ASBRU) ñació en 2005 na capital d’Europa col envís d’axuntar a la nueva fornada d’asturianos emigraos a la capital flamenca. Cinco años más tarde cunten con más de 400 socios y celebren l’aniversariu con una esposición onde van tar les imáxenes más significatives d’esti tiempu, una amuesa colos trabayos del diseñador gráficu uvieín Moncho Sejas y una espicha que se celebra güei en Bélxica. A poques hores d’estos actos falamos con Ángela Iglesias, presidenta d’ASBRU sobre estos actos y sobre la situación de la emigración asturiana.

-¿Qué balance fai d’estos primeros cinco años d’actividá?

-El balance ye positivu. Consiguimos llevar a cabu munches de les iniciatives que teníamos en mente, anque non toes pola mor en munchos casos de la falta de financiación. Notemos dende’l principiu’l sofitu de la xente, un sofitu que se caltuvo y que foi creciendo a lo llargo d’esti tiempu, y que ye lo que mos anima a siguir alantre con esti proyectu tan ilusionante que ye ASBRU. Y consiguimos dar na capital d’Europa la imaxe de la nuesa rexón que queríamos dar. El balance ye, pues, totalmente positivu.

-¿Qué actividaes destaca d’esti tiempu?

-Toes y caúna de les actividaes qu’entamamos nestos cinco años fueron bien importantes pa nós, realizámosles porque creíemos nelles y porque consideramos que tenía un sentíu presentales nuna ciudá tan multicultural como ye Bruxeles. Si he de destacar dalguna, mentaría’l Ciclu de Curtios y Documentales Asturianos, que ye una actividá que yá ta dafechu consolidada yá que el próximu mes de noviembre va tener llugar yá’l so 5° edición, o les Xornaes Gastronómiques, a les que traximos a dellos de los meyores xefs que tenemos nesti momentu n’Asturies. Y como actividá especialmente entrañable pa nós nun puedo dexar de destacar la llectura poética d’Antonio Gamoneda en mayu de 2007, tan solo un mes dempués de se-y concedíu’l Premiu Cervantes.

-Delles tuvieron como protagonista a la llingua asturiana, ¿cómo se reciben ente los asturianos en Bruseles?

-Dos actividad bien queríes por nós tuvieron, efectivamente, como protagonista a la llingua asturiana: la primera de toes, cola qu’arrincamos, que foi l’alcuentru lliterariu protagonizáu ente otros por Xuan Bello, y la nueche dedicada al Monólogu Modernu. Les dos fueron perbién recibíes tantu polos asturianos que viven en Bruseles, como, y esto ye bien importante pa ASBRU, polos españoles d’otres procedencies interesaos por averase a la nuesa cultura.

-Cuando ñaz ASBRU esistíen –y siguen n’actividá- el Centru Asturianu y el Centru Cabraliegu, dos organizaciones d’asturianos na ciudá, ¿por qué yera necesariu otru colectivu?

-Más que necesariu yo diría que la ñacencia d’ASBRU foi perfectamente compatible cola actividá desenvuelta a lo llargo de tantos años por estos dos centros que mentes. Nós entendimos qu’había otres maneres, nin meyores nin peores, sinón distintes de faer asturianía y que Bruxeles mos apurría l’espaciu precisu pa ello. La prueba de que nun equivocábamos ye que, en cinco años d’andadura, ASBRU yá cunta con más de 400 socios.

-N’otros llugares, como Madrid, surdieron tamién organizaciones formaes poles nueves fornaes d’emigrantes asturianos, ¿hai un problema xeneralizáu de desconexón ente los Centros Asturianos y la mocedá emigrao?

-Nun creo que se deba falar de xeneralidaes sinón de casos concretos. Nel nuesu casu tengo que dicir que cuando nació ASBRU sentímonos dafechu sofitaos pel Centru Asturianu de Bruseles, llegando inclusive, nos primeros tiempos, a entamar actividaes conxuntamente.

-¿Siéntense sofitáivos pol Gobiernu d’Asturies?

-Sería inxusta si dixera que non, una y bones l’únicu sofitu económicu que tuvo hasta’l momentu ASBRU pa llevar a cabu les sos actividaes vieno del Principáu y, más concretamente, de l’Axencia Asturiana d’Emigración, que dende’l principiu túvonos en cuenta. Pero ye cierto que ye una ayuda que de cutiu resultónos escasa, habida cuenta del altu nivel de les actividaes qu’entamamos y de la repercusión que tien lo que facemos. Inclusive hubo casos nos que saquemos alantre actividaes ensin sofitu financieru de nengún tipu, poniendo perres del nuesu bolsu, porque creíemos nelles y porque mos pruye compartiles cola xente de Bruseles. Ye’l casu de la conferencia del escritor xixonés Ricardo Menéndez Salmón, qu’entamamos el pasáu mes de mayu.

-¿Qué acoyida tienen actos como’l Ciclu de Curtios y Documentales Asturianos o les Xornaes Gastronómiques, que comentabes tán yá consolidaes?

-Bien bona. Son éstes, concretamente, dos actividad que la xente yá ta esperando y poles que nos preguntar regularmente. Por falta de sofitu económicu nun pudimos entamar anguaño les Xornaes Gastronómiques y cuando se diba averando la fecha na que solíemos faceles (finales de xunu) fueron munches les persones que mos llamaron o mos escribieron pa preguntar cuándo s’abría’l plazu d’inscripción.

-¿Qué planes d’actividaes nueves tienen pa los años próximos?

-Por tolo qu’espliqué enantes, ASBRU ye una asociación que vive al día. Cada añu qu’empieza xuntámonos y cada miembru de la Xunta Directiva vien con una ilusión, con un suañu, con un proyectu que-y gustaría realizar. Dacuando puédese, dacuando non… Pero lo que sigo que puedo dicir ye que si daqué nun sal nun va ser porque nun lo intentáremos. Somos bien lluchadores y bien testeronos (rises). Daqué qu’entá nun ficimos y que mos gustaría entamar un día ye un conciertu de los nuevos talentos asturianos nuna d’eses sales de conciertos tan estupendes que tien Bruseles. Vamos ver…

-Ente los oxetivos fundamentales d’ASBRU ta “l’actualización de la imaxe d’Asturies en Bruxeles como rexón dinámica y moderna”, ¿ye mui difícil dase a conocer n’Europa?

-Arrincar nunca ye cenciello, fai falta entusiasmu enforma, muncha enerxía, abondo compañerismu. Agora, yo creo que si hai una ciudá predispuesta a acoyer iniciatives nueves, con una sociedá abierta a conocer otres cultures, a interesase polo que vien de fuera, ésa ye Bruxeles. Una parte del ésitu del nuesu proyectu debémos-yla, ensin dulda, a la estupenda ciudá na que vivimos.

-Ta claro que poco tienen que ver los emigraos anguaño colos llegaos a Bruseles nos año cincuenta y sesenta, ¿quier la nueva migración tornar a Asturies o ye una situación deseyada la de trabayar fuera?

-Ye que ¡somos toos tan distintos! Cuesta falar de «la nueva emigración» en términos xenerales y absolutos. Rescampla que pertenecemos a una xeneración que nun atopó n’Asturies nel so momentu les oportunidaes llaborales que consideraba acordies cola so preparación. Esto ye un fechu. Y por eso unos colaron pa Madrid, otros a Londres, otros pa Nueva York y otros a Bruseles. Unos faen tolo posible por tornar, con mayor o menor ésitu, y otros cuéyen-y el gustu a otra manera de vivir, a otros horizontes profesionales y personales, al ser d’equí y ser d’ellí… No que yo creo que toos somos iguales, non yá los integrantes de «la nueva emigración» sinón tolos emigrantes de toles nacionalidaes y de toles dómines, ye que naide marchó nunca de la so tierra col enfotu de nun volver a vivir nella.

  Categories:
Loading Facebook Comments ...