Extremoduro anuncia una xira de despidida… que pue nun ser la última

27 avientu 09:17 2019 Imprimir

Extremoduro anunció hai una selmana la celebración a la fin de la primavera y empiezos del branu de 2020 d’una gran xira de despidida que va recalar n’ocho ciudaes, con arranque en Valencia’l 15 y 16 de mayu, pero esta selmana ya dexaron nidio nes redes sociales que pue haber dalgún cinciertu más.

Según desvelaron en rueda de prensa, les paraes del “tour”, amás de la de Valencia,  van ser Murcia (La Fica, 22 y 23 de mayu), Sevilla (Estadiu de La Cartuxa, 30 de mayu), Madrid (5 y 6 de xunu, Auditorio Miguel Ríos de Rivas Vaciamadrid), Santiago de Compostela (13 de xunu, Monte Do Gocio), Cáceres (20 de xunu, Cortil ferial), Barcelona (26 y 27 de xunu, Parc del Fórum) y Bilbao (18 de xunetu, Kobetamendi).

“Pa trabayar de la manera en que nós trabayemos tantu tiempu, ye imprescindible tener una compenetración bien especial. Agora, esa compenetración tan malo de consiguir y caltener, anque esiste, nun ye la mesma”, alegaron nel comunicáu nel que’l pasáu martes, tres más de 30 años de carrera, anunciaron la so disolución.

Esi escritu, señalaron güei, tenía una segunda parte: “Nun queremos dinos ensin tocar una vegada más los cantares que contribuyeron a que síamos lo que somos. (…) Van ser los conciertos más emocionantes de la nuesa vida, pero non murnios, porque pensamos esfrutalos y estrumilos por que nun nos escape nengún momentu”, lleó Iñaki Antón, sentáu al llau Robe Iniesta.

“Esta nun ye una despidida como la de los toreros. Podríamos habenos despidíu en 2014 (cuando acabamos l’anterior xira). Nós intentamos ser siempres lo más sinceros y dicir lo que pensamos en cada momentu. Podríamos volver, pero nun ye la idea. Dexalo ye lo que sentimos agora”, aseguró’l compositor y vocalista del grupu énte les posibles suspicacias por esta marcha.

Ello ye que esplicaron, la decisión nun se tomó hasta que s’atoparon nel local d’ensayu y punxéronse a trabayar. “Foi cuando dimos cunta que les coses nun yeren como antes”, aportunó Iniesta, antes de precisar qu’el so proyectu en solitariu nun tuvo nada que ver nesta rotura. “Extremoduro siempres dependió de sí mesmu, non de los otros proyectos”, dixo a esti respectu.

Van ser conciertos ensin sorpreses en cuanto al repertoriu, nes sos trés cuartes partes” con “los cantares más importantes de Extremoduro” y “conxugando lo que quier oyer la xente y lo que nós queremos tocar, pa nun vivir fondiaos nel pasáu, con un percorríu por tola discografía, toa”, dixo Iniesta, ensin refugar que se faiga “una encuesta” ente los sos siguidores.

Les entraes punxéronse a la vienta’l mesmu xueves que se fizo l’anuncia, a los trés de la tarde, pa un espectáculu “que va ser bien llargu” y qu’a primeres díxose que solo diba cuntar coles feches anunciaes, ensin posibilidá d’estendese a Llatinoamérica nin a otres ciudaes españoles. Pero’l grupu dexó abierta la puerta esta selmana a nuevos conciertos.

Preguntáu pola filtración del alcalde de Cáceres, quien va unes selmanes reveló la celebración del conciertu na so localidá, amosóse visiblemente cafiante. “Son políticos, a los políticos escoyémoslos nós y supongo que tenemos los que merecemos. Quiero pensar que lo faen por ignorancia y non por maldá, porque se tán mirando’l so propiu embelicu”, denunció.

Extremoduro va colar dexando detrás 11 álbumes d’estudiu, cantares pa l’alcordanza (Somos padres y nun podemos escoyer una, afirmó Antón) y vientes millonaries a pesar de nun escurrir en paralelu a la gran industria discográfico, especialmente de primeres, con visos pa la crítica como Agíla (1996) o La llei innata (2008). “Pa mi ese foi un discu que nos costar enforma trabayu, amás vieno dempués d’enforma tiempu ensin faer nada y yo sí que-y tengo especial ciñu”, reconoció Iniesta al respective de aquel trabayu.

Nel tinteru quedáronse temes que nun llegaron a ver “redondes” pal so llanzamientu, pero que, según Antón, “van terminar viendo la lluz en dalgún momentu, anque non como cantares de Extremoduro”.

  Categories: